Las deficiencias en el servicio privatizado de recogida del vidrio llevan al pleno su remunicipalización

El grupo municipal Ganar Alcorcón ha presentado a debate plenario del próximo 29 de noviembre una moción para recuperar la gestión pública de la recogida de vidrio.

Desde Ganar Alcorcón indican que hay numerosas denuncias de la población del municipio con fotografías y vídeos que muestran los efectos de la gestión de la recogida de vidrio realizada por la asociación de empresas Ecovidrio. Denuncian que, tras tres años y medio de funcionamiento del Convenio Marco con Ecovidrio, el servicio de recogida de vidrio presenta serias deficiencias. Estas deficiencias las resumen en tres:

  • El uso de camiones con cajas no estancas que provoca vertidos en la vía pública de líquidos y lixiviados tóxicos, atentando contra la salud pública y contraviniendo la ordenanza reguladora de residuos sólidos urbanos, limpieza viaria y de edificios;
  • El desbordamiento de los contenedores, quedando los alrededores invadido de vidrios y evidenciaría el no cumplimiento de los 226 días al año de recogida establecidos por el convenio;
  • El incumplimiento de dicho convenio en relación a la limpieza, 3 veces al año, y el mantenimiento de los contenedores de vidrio del municipio.

Raquel Rodríguez, concejala de Ganar Alcorcón, ha calificado la gestión de la recogida ofrecida por Ecovidrio como “poco efectiva y de pésima calidad, la cual está ocasionando un serio perjuicio a los y las vecinas de Alcorcón”. A lo que ha añadido que “no se merecen este tipo de calidad en un servicio básico; tenemos el deber de solucionar estos problemas, es por ello que hemos propuesto al pleno que se recupere este servicio que el mismo privatizó en sesión del 31 de marzo de 2014”.

Destacan que es un importante hito dado que recuperaría un servicio privatizado y supondría un punto de inflexión en la tendencia privatizadora de servicios básicos para la ciudadanía.

La privatización del servicio de recogida de vidrio en 2014 fue profundamente polémica, provocando una huelga seguida por la mayor parte de la plantilla de ESMASA y apoyada ampliamente por las vecinas y vecinos de Alcorcón. La huelga concluyó con una multitudinaria manifestación en el municipio y sólo fue desconvocada tras obtener el compromiso por parte del ejecutivo municipal de no privatizar ningún otro de los servicios prestados con ESMASA.

El ahora portavoz de Ganar Alcorcón, Jesús Santos fue una de las cabezas visibles de la huelga ya que aquel momento era el presidente del comité de empresa de recogida de residuos sólidos en la empresa municipal. Si entonces la huelga supuso un golpe a la política de privatizaciones ejecutada por el Partido Popular, de producirse ahora la remunicipalización del servicio de recogida del vidrio la victoria de las trabajadoras y trabajadores de ESMASA sería completa.

Santos ha declarado que desde su grupo municipal esperan que “sea el primero de muchos otros servicios públicos que debe recuperar la ciudad para que el Ayuntamiento sea quien lo gestione”. Según Santos “no debemos olvidar que a la administración local se le estima su capacidad para defender el interés general en contraposición con el interés particular y privado de las empresas, las cuales persiguen un beneficio a la hora de ofrecer estos servicios”.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *