El machismo mata… también en Alcorcón

Beatriz Iglesias de Feministas Combativas.-

Ana P. L., la vecina de 45 años que fue apuñalada el día 24 de julio por su ex pareja también de la misma edad en la Calle San José de Alcorcón, fue operada el viernes 28 de Julio. La han tenido que extirpar el bazo y tiene otros órganos dañados a consecuencia de que el “presunto” agresor retorció el cuchillo cuando la propinó la puñalada en el abdomen. A día de hoy se encuentra estable pero continúa sedada e intubada. Recordemos que el agresor acudió al domicilio de la víctima portando un cuchillo de grandes dimensiones y tras una discusión le asestó tres puñaladas en abdomen y cuello además de diversos cortes que presentaba en los brazos. Tras esto, se llevó a una de las niñas (por suerte la otra menor no estaba en casa) diciendo que no volvería a ver a su madre y amenazando con hacerle a ella lo mismo.

Los gritos de auxilio alertaron a unas vecinas que fueron las que la atendieron en un primer momento colocando una toalla para presionar la herida mientras otra llamaba a emergencias. Fue un vecino que trabaja en un taller cercano quien tomó nota de la matrícula del coche en el que salió atropelladamente y casi llevándose por delante la glorieta de la Calle San José con la Avenida Cantarranas, en dirección a la casa de sus padres en el madrileño barrio de San Blas. Allí dejó a la niña y se marchó diciéndoles que iría al Valle de los Caídos. Fue la madre del agresor quien llamó a la policía y les dijo en qué dirección había ido.

En un principio, se le llevó al hospital de puerta de hierro y la magistrada del juzgado especializado en Violencia sobre la Mujer de Alcorcón ha solicitado hacerle una valoración psiquiátrica. El agresor, que recordemos, no opuso resistencia y confesó a los agentes que había agredido a su ex mujer, se encuentra en Navalcarnero y parece ser que la valoración que se le hizo ha demostrado que no tiene ningún problema psiquiátrico…

La pareja hacía unos meses que se habían separado pero él seguía acosándola y merodeando por la zona. Los vecinos dicen que a ella se la veía muy pocas veces y siempre iba acompañada de sus niñas pero que él estaba totalmente obsesionado con ella.

Desde Feministas Combativas queremos mandar toda nuestra fuerza a Ana y a todas las Anas que se puedan encontrar en una situación como la de nuestra vecina para que denuncien, porque la violencia machista no es un problema “de las mujeres” sino el resultado de numerosas  acciones y actitudes patriarcales que el reciente pacto contra la Violencia de Género es insuficiente al igual que el dinero presupuestado por el Gobierno para abordar las violencias machistas, que es necesaria la concienciación a través de la educación, las medidas procesales para proteger a las víctimas y los menores e incluir como violencias machistas otras formas además del ámbito de la pareja o expareja.

En nuestro municipio desde el Gobierno Local es patente la falta de sensibilización en materia de violencia machista, tanto en la gestión del pacto contra la violencia de género que es insuficiente, como en la falta de empatía con las asociaciones de mujeres y colectivos feministas como ya ha demostrado en numerosas ocasiones el propio alcalde David Pérez. Por ello, hacemos un llamamiento apelando a la unidad de todos los movimientos sociales, organizaciones feministas y fuerzas políticas de nuestro municipio para que entre todas consigamos un pacto social real y efectivo que erradique la violencia machista que constituye actualmente la mayor lacra social que sufrimos las mujeres.

Desde Feministas Combativas queremos un Alcorcón libre de agresiones machistas.

CONTRA LA VIOLENCIA MACHISTA TOLERANCIA CERO.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *