Aborto libre, seguro y gratuito. Una lucha de toda la clase obrera

 

El patriarcado
El patriarcado

@dante_w.- Quienes defienden la criminalización de la interrupción del embarazo se hacen llamar provida. ¿Pretenden hacernos creer que la iglesia católica, la extrema derecha y el gobierno responsable de que millones de familias se encuentren en una situación desesperada están a favor de la vida? Lo que ellos defienden no es el derecho a la vida, sino el derecho a la propiedad. Defienden el patrimonio, el patriarcado.

Si les preocupase lo más mínimo el derecho a la vida pondrían sus millonarios recursos para garantizar la vida de los más de dos millones de niños que en España viven por debajo del umbral de pobreza. Pero no es esto lo que les preocupa sino la perpetuación del régimen de propiedad y explotación vigentes que tienen como base necesaria la propiedad de la clase dominante sobre el cuerpo de las mujeres.

La propiedad de la clase dominante sobre el cuerpo de las mujeres es lo que garantiza el derecho de herencia (o derecho paterno) y que la reproducción de la fuerza de trabajo se realiza de forma adecuada a las relaciones de explotación vigentes. La clase dominante por medio de la ideología dominante, la religión o la educación adoctrina en una moral sexual acorde al actual régimen de propiedad. Por medio del Estado legisla igualmente sobre el cuerpo de la mujer. Al hacerlo legisla y adoctrina sobre dos cuestiones fundamentales:

  • La reproducción de la fuerza de trabajo viva. O lo que es lo mismo la perpetuación del régimen de explotación de la fuerza de trabajo ajena.
  • El derecho de herencia o derecho paterno. La monogamia impuesta a las mujeres garantiza que el derecho de propiedad pueda pasar de un padre a sus hijos. Padre, patriarcado, patrimonio.

El cuerpo de la mujer no puede ser libre bajo el régimen de propiedad y explotación vigentes, pues encierra la capacidad de crear nueva vida y esa capacidad ha de ser controlada por patrones y patriarcas para perpetuar a sus derechos de propiedad y explotación.

Es por esto que criminalizarán siempre a las mujeres que reclamen su libertad de decidir sobre su cuerpo y su maternidad. Es por esto que la defensa del derecho al aborto libre, seguro y gratuito no es una cuestión únicamente de defensa de la libertad de las mujeres, sino una reivindicación fundamental de toda la clase obrera.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *