La justicia vuelve a exigir a la Comunidad de Madrid (PP) que medicalice las residencias de mayores

A pesar de las sentencias emitidas por el TSJM (Tribual Superior de Justicia de Madrid), el gobierno de la comunidad, comandado por Díaz Ayuso, en coalición con Ciudadanos y con el apoyo de la extrema derecha de Vox, vuelve a hacer oídos sordos y se resiste a aplicar la orden judicial de medicalizar las residencias de mayores de la Comunidad.

“Las residencias de la Comunidad de Madrid están viviendo en sus propias carnes el peor de los dramas imaginables: 5.811 pacientes han perdido la vida después de padecer síntomas atribuibles al COVID-19; a penas a 1.130 de ellos se les dio un diagnóstico que confirmaba la presencia del virus.

Así, se han convertido en protagonistas de la tragedia en la región donde el total de fallecidos ascienden a 8.176. Es decir, el 70% de los fallecidos en Madrid vivía en una de las 700 residencias de la Comunidad.

Pero que las residencias de mayores de Madrid se hayan visto notablemente más afectadas que las del resto del Estado no es casualidad. Madrid cuenta con un sistema privatizado al 85% que ha sido regalado a grandes corporaciones geriátricas que en muchos casos se esconden en paraísos fiscales o están en manos de fondos buitres. 

En los últimos días hemos podido ver cómo el Partido Popular a nivel estatal trataba de sacarle las castañas del fuego a su presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, culpando al vicepresidente Pablo Iglesias de los fallecimientos en residencias. Anteriormente, trató de achacar los efectos de la pandemia en las residencias íntegramente al consejero de su gobierno, Alberto Reyero de Ciudadanos, que apenas llevaba unos meses en el cargo. Una estrategia ruin e irresponsable que tan sólo ha buscado esconder al único culpable que se encuentra detrás de los más de 20 años de desastrosa gestión en los centros de mayores: el propio Partido Popular.

Porque no sólo es cierto que durante esta pandemia las competencias sobre sanidad y políticas sociales se han mantenido intactas para las autonomías, es decir, el Gobierno no las ha intervenido y por lo tanto, no estaban bajo el control de Pablo Iglesias, si no que además, Ayuso estableció un mando único sanitario gestionado por el Consejero de Sanidad del PP, Enrique Ruiz Escudero, que es el que se ha negado a medicalizar las residencias como pedía el propio Reyero y todo el resto de fuerzas políticas de la oposición.

Medicalizar las residencias hubiera sido la única manera de poner un parche al desastre de las residencias y haber tratado de salvar las vidas de sus internos e internas. Y sería un parche, porque los más de 20 años de privatizaciones y precarización de los trabajadores necesita algo más que una simple medida de contingencia: precisa de una reforma legal del modelo para poner el cuidado y el bienestar de nuestros mayores en el centro.”

Extracto del artículo aparecido en Ültima Hora. El link para acceder a todo el contenido del mismo es  https://laultimahora.info/no-fue-la-pandemia-lo-que-ataco-a-las-residencias-de-mayores-fue-el-partido-popular/

Email Facebook Twitter