Los Presupuestos Municipales 2021 en Alcorcón son unos presupuestos sociales y expansivos

Se pasa de tener 143,1 millones de euros en ingresos previstos en 2020 a 198,2 este año. Este incremento de ingresos viene derivado de la gestión del patrimonio del suelo que se ha realizado a través de la Concejalía de Urbanismo y que va a posibilitar tener unos ingresos extraordinarios muy importantes: más de 41 millones de euros.

En ningún caso este aumento de ingresos viene derivado en un incremento de los impuestos que se han congelado; ni tan siquiera se han modificado las ordenanzas de los tributos locales ya que, debido al plan de ajuste aprobado por el Partido Popular, tan solo se pueden modificar al alza y en ningún caso esa ha sido la voluntad de este equipo de gobierno.

En materia de gastos, se plantean 195.699.217 euros, un 47% más que el año pasado en el que se contemplaban 133.010.656 euros. En este año de pandemia y con repercusiones importantes en materia social y laboral se ha querido apostar por generar empleo, apoyar la reactivación económica y reforzar las políticas sociales para que nadie quede atrás y la ciudadanía cuente con recursos y servicios públicos de calidad.

Este presupuesto plantea un ambicioso plan de inversiones que necesita la ciudad después de ocho años de abandono y sin ejecutar inversiones; es imprescindible, por un lado, recuperar el espacio público; y, por otro lado, generar empleo.

Los ejes del presupuesto serían: el apoyo a las familias y mayores, reforzando los servicios sociales y de salud pública, así como los servicios de limpieza y desinfección para prever y evitar contagios devolviendo los niveles de salubridad dignos para la ciudad, el impulso de la economía y la inversión en la ciudad como motor de creación de empleo: el 25% de presupuestos son inversiones todo ello sin contar con los fondos que vendrán del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia de la economía española puesta en marcha por el Gobierno central. Esta importante inversión va a permitir recuperar la ciudad del abandono al que ha estado sometida y poder generar además también empleo.

En lo referente a ingresos y ante las limitaciones que impone el plan de ajuste hasta 2033 -ese plan de ajuste que aprobó el Partido Popular por el que no podremos bajar impuestos-, se ha optado por una política de congelación de tributos locales; la única ordenanza fiscal que se ha modificado es la de terrazas veladores en el mismo sentido que en 2020. “Dado que en el 2021 continuarán las restricciones de las autoridades sanitarias para este sector, se mantendrá el paso a un sistema de autoliquidación previa licencia a un sistema de liquidación al final de año por mesas y meses efectivos de uso.

En esta situación de crisis económica no se pondrá la carga en las familias, de modo que se cuidarán los ingresos y se incrementarán los gastos sin caer en desequilibrios regularizando todo lo que el Gobierno anterior dejó sin hacer. En este sentido, si en 2019 hubo una prescripción de 300.000 euros en sanciones, en 2020 también han estado a punto de prescribir muchos millones de euros ante la inacción del Gobierno David Pérez en la gestión de la tasa de entrada de vehículos de industrias y grandes centros comerciales.

En referente a gastos, el Ayuntamiento aprueba un presupuesto de gasto de 192.650.547 euros. En el Capítulo 1, de gastos de Personal, se destinan 61 millones de euros, un 2,9% más que el año anterior como ejemplo de la apuesta por el empleo público. En 2021 no sólo se pondrá en marcha una Oferta Pública de Empleo, sino que se llevará  a cabo el proceso de consolidación de empleo; además ya se ha resuelto la reclasificación de bomberos y policías: en ambos cuerpos se sacarán las plazas necesarias para cubrir jubilaciones que se han generado durante años y que no se han cubierto.

En el Capítulo 2, sobre Bienes y Servicios, se van a destinar 34,5 millones y se continuará con los contratos puestos en marcha en esta legislatura reforzando los servicios de mantenimiento de la vía pública que pasa de 0,6 a 2,6 millones de euros, y el contrato de limpieza de colegios por refuerzo de COVID-19 pasa a 3,1 millones lo que supone un incremento de un 47%”.

Se van a incrementar contratos de las escuelas infantiles y se recuperará la actividad cultural en la medida que la pandemia vaya permitiendo.

En el Capítulo 3 de Gastos Financieros, “se establecen casi 5 millones, incrementados por una gran cuantía intereses de demora que hay que pagar derivados de sentencias del Gobierno anterior de mala gestión.

En cuanto al Capítulo 4 de Transferencias Corrientes, se destinan 33 millones; aquí se incluye la política de subvenciones de 2 millones de euros puesta en marcha por el Gobierno local a través del primer Plan Estratégico de Subvenciones y la primera Ordenanza General de Subvenciones Específicas de ayuda social y de habitabilidad que no existían en la ciudad.

Igualmente, se incluye también la transferencia al IMEPE que se incrementa hasta los 2,5 millones, 900.000 euros más; y la municipalización de servicios a ESMASA tras años fuera de norma.

En el Capítulo 5 del Fondo de Contingencia, se destinan 2,3 millones de euros y  se espera que en 2021 no haya muchas más sorpresas: que los pleitos pendientes se resuelvan favorablemente para el Ayuntamiento y que no haya más inclemencias meteorológicas que provoquen situaciones complicadas.

En el Capítulo 6 de inversiones reales, Alcorcón cuenta con 50 millones de euros. Este presupuesto es netamente inversor, una oportunidad para el empleo y para la ciudad. El 2021 se culminará la adquisición de viviendas del Plan Permuta, por valor de 5 millones de euros, cumpliendo con el auto del juez que por fin autoriza a rescatar el programa desde el Ayuntamiento.

 En cuanto a movilidad, se pondrá en marcha una primera fase del plan de asfaltado por 2,8 millones de euros y se continuará con la red de carril bici y el servicio de préstamos de bicicletas como apuesta por la movilidad sostenible.

En lo relativo a inversión en infraestructuras urbanas se van a destinar 300.000 euros para la remodelación de la calle Cid con calle San Isidro, que lleva años abandonada; 900.000 euros para mejorar el entorno de la calle Virgen de Icíar; 2,7 millones para el puente de conexión de la calle Argentina; 1,6 millones de euros en eliminación de barreras arquitectónicas y la misma cantidad en intervenciones en barrios.

Igualmente sobre Parques y Jardines, se destinarán 600.000 euros para áreas caninas y 900.000 euros para un nuevo espacio verde en la zona centro. Habrá otra partida de 6 millones de euros para la inversión en parques en Ensanche Sur, Parque Oeste, Las Presillas…

También se va a invertir en edificios municipales, donde se cambiarán los equipos de climatización obsoletos en el edificio administrativo, los edificios de Cultura, los colegios, las instalaciones deportivas… para lo que se  destinaran 900.000 euros.

En Deporte, aunque se sigue esperando el PIR, se hará un esfuerzo importante: Se está planteando un nuevo polideportivo en el Ensanche Sur por un importe de 4,3 millones de euros, nuevas instalaciones deportivas en los CEIP por un importe de 1,7 millones de euros y el arreglo de la piscina exterior de Santo Domingo por 500.000 euros.

En cuanto a las Energías Renovables habrá una apuesta por la energía fotovoltaica, destinando 400.000 euros en un proyecto susceptible de ser subvencionado por el Instituto de Diversificación Energética y Ahorro.

En materia de Servicios a la Ciudad, se pone en marcha un nuevo centro cívico en el Ensanche Sur y a finalizar el edificio administrativo del Ayuntamiento que lleva nueve años abandonado. En 2018 el Partido Popular ejecutó en parques y jardines 885.775 euros mientras que para 2021 el presupuestado asciende a 10.390.000 euros; aquí está la explicación de la situación de los parques de nuestra ciudad.  

En Servicios Sociales se pasa de una ejecución de 2.842.093 euros a un presupuesto de 4.521.753 euros, es decir, casi un 60% de incremento; en Educación en 2018 el PP ejecutó 3,3 millones de euros, mientras que para 2021 el presupuestados es de casi 6 millones, más de un 80% de incremento. En Informática, se pasa de una ejecución de 1.325.000 euros a 2.320.590 euros, se incrementa un 75%.  

En Feminismo se dobla lo presupuestado, que pasa de 467.000 a 811.917 euros; en Participación Ciudadana, que se encontraba con 0 euros, se crea una partida de 156.000; y en el IMEPE, se destina un 70% más: 3.752.940 euros. El 40% del presupuesto está destinado al mantenimiento y mejora de la ciudad, vías públicas, parques y jardines, instalaciones municipales, limpieza, inversiones nuevas; el 20% del presupuesto está destinado a políticas sociales y se destinarán 23.220.544 euros a la Seguridad.

Email Facebook Twitter